29 de enero de 2013

MEDIA MARATON ALMERIA 2013. 1h16.30 MMP

Tras unas semanas donde dejamos la base y empezamos el Rock and Roll, se presentaba esta Media Maratón de Almería como una prueba perfectamente agendada en el camino hacia la Maratón de Sevilla, a fin de testear si la mejoría respecto a temporadas pasadas se hace patente o es solo un anhelo. A una semana de 100 km “a pata” o algo más le sigue otra en la que el último gran entreno lo realizo el miércoles anterior a la prueba. 10x1km saliendo cada 4.50-5minutos a 3.30 en la cinta, terminando el entreno lleno de confianza (por que no podría mantener un ritmo 10” más lento por km??), pero a la vez bastante “cascado” ya que un tapering de 2 días no garantiza un optimo rendimiento en una carrera que ya considero larga. Sin molestias, tras encontrarme extrañamente descansado, con un pequeño calentamiento de 2km suaves junto a David Motos, me planto en línea de salida apretado entre un montón de amigos. La consigna la tenía clara, salir arriesgando un poco ya que para ir lento ya tendría un montón de km. Dan la salida y no miro mucho el reloj durante los dos primeros km. El primero pasa en 3.18 y en el segundo ya intento situarme en un grupo mirando de reojo a ver si Gelo viene conmigo. Carlos Cano me acompaña en la bici con una cámara, viviendo de primera mano lo que el tendría que estar haciendo si no llega a ser por su lesión. Jorge Guillen tb viene con su hijo Marco. En los siguientes km intento regular algo pero siempre intentando bajar de 3.40min/km pese al desnivel de algunas partes del recorrido. 130metros ascendidos no es una locura pero tampoco hacen fácil buscar marca, y si no fuera por los 14 grados, esplendido sol y carencia de viento no habría sido fácil correr sin más preocupación que nuestro esfuerzo. Paso el 10mil en 35.58, demasiado rápido pensé, preveo que no llego a meta, así que decido “romper” con el grupo con el que voy y marcar dos km de mi propio ritmo un par de segundos más lentos. Difícil, pues en cada esquina recibo ánimos de muchos amigos y hasta de mi Natalia y David, que bajan de casa (suerte que pasáramos casi por su puerta) y cada vez que siento su aliento aprieto casi instintivamente. Las subidas las hago un poco más fuertes dejándome caer en las bajadas, aprovechando la de la rambla para consumir el único gel que degluto en toda la prueba. Ya por el km 14-15 siento que voy ON FIRE, me da igual todo, las ampollas, el cansancio, el reloj…tan solo voy a tope y así pienso ir hasta el final. Sin más novedad encaro la entrada en el estadio anexo al de los Juegos Mediterráneos, donde este año estaba la meta, sin cambiar ni un ápice mi ritmo, ya eran demasiados km a tabla como para hacer florituras. 1h16.30 en los 21.300 que marca mi GPS (3.35min/km) se presenta como mi mejor marca personal, una marca que no es gran cosa para los atletas, pero que para mi está genial. Eso si, no puedo decir que no haya entrenado, o que me falten km….me lo he currado tela junto a mis amigos y entrenador.

2 comentarios:

  1. enhorabuena makina.es un marcon y a buen seguro que en sevilla te sales.animo!!!

    ResponderEliminar